Boletín Petrolero Extraordinario
20 abril 2020

Situación Petrolera en Venezuela

El país sigue afectado por el colapso de la economía, la cual cae sostenidamente desde el año 2015, tal como lo indican sus índices macroeconómicos. Esto tiene su origen en la destrucción de la producción petrolera y en el manejo errático de la economía por parte del gobierno quien ha impulsado un programa de ajustes monetarista y liberal que no ha hecho más que empeorar la situación económica y social del país.

Con una caída acumulada del PIB de 63%, hiperinflación de 145% entre enero-marzo de este año, la mega devaluación del bolívar que ha llevado su cotización una paridad cambiaria de 1 dólar = a 130.000 bolívares para el cierre de este documento, la economía dolarizada de facto, con un salario mínimo de 2,3 dólares mensuales y una pobreza estimada en más del 90% de la población, y el colapso de PDVSA traducido en la caída de la producción de petróleo, la falta de gasolina y gas, además de las fallas en servicios fundamentales como electricidad, agua, transporte en buena parte del país, el gobierno hace frente a la pandemia del COVID-19 apelando a una restricción total de movimientos, con una cuarentena en todo el territorio nacional.

El colapso de la producción de petróleo.

El último reporte mensual de la OPEP, publicado el 15 de abril, reporta nuevamente una caída de la producción de Venezuela, que según fuentes secundarias fue de 100 MBD en un mes y según la comunicación directa fue de 147 MBD. Al no contar el país con ningún tipo de fiscalización de hidrocarburos, vamos a utilizar a las fuentes secundarias reflejadas en el informe de la OPEP.

boletin-17-opec-crude-oil-production

Esta información solo viene a confirmar lo que hemos venido denunciando desde hace más de tres años: el colapso de la producción de petróleo en Venezuela, tiene su razón y origen en la violenta intervención del gobierno en PDVSA desde mediados de 2014 y la militarización de la empresa a partir de diciembre de 2017, con la designación del general Manuel Quevedo al frente de la empresa.

En este período, se han nombrado más de 7 juntas directivas al frente de PDVSA, cuyos directivos responden más a parcialidades políticas dentro del gobierno que a sus conocimientos o destrezas técnicas. En el mismo periodo no solo se ha perseguido y encarcelado a más de 100 trabajadores y gerentes de alto rango, sino que se han desviado los recursos presupuestados para sus operaciones, costos, gastos, mantenimiento e inversiones. El gobierno, desde Miraflores, ha tomado decisiones  presupuestarias y de funcionamiento de la empresa que han resultado en el colapso operacional de PDVSA.

El colapso operacional de la empresa ha sido completo, no solo en la producción de petróleo, sino también la producción de gas y de combustibles. Los efectos de esta situación son percibidos por el ciudadano venezolano, tanto por la crisis económica signada por la caída de los ingresos en divisas del país, la inflación y la caída del poder adquisitivo, así como por la falta de gas, gasolina y otros combustibles.

La producción de petróleo en Venezuela se mantuvo estable en un promedio de 3 millones de barriles dia de petróleo entre 2004-2013, luego de superados los efectos del sabotaje petrolero que llevó nuestra producción hasta solo 25 mil barriles día en enero de 2003.

boletin-17-pdvsa-vieja-transicion-nueva

A consecuencia de la política de defensa del precio en contra de la política volumétrica que prevalecía antes de 1999, nuestros volúmenes de producción comenzaron a ceñirse a los acuerdos de recorte de producción alcanzados en el seno de la OPEP.

Así, para mediados del 2008, nuestra producción llegó a alcanzar los 3,4 millones de barriles día de petróleo. Luego del recorte de la OPEP de 4,5 millones de barriles tomado en diciembre de ese año, a Venezuela le correspondía un recorte de 364 MBD, por lo que nuestra cuota quedó en 3 millones de barriles día.

En la siguiente gráfica se muestra el comportamiento de nuestra producción de petróleo entre los años 2000-2020. Son números de producción reportados a las distintas instancias de control del Estado venezolano entre el año 2004-2013 y reflejados en los estados financieros de PDVSA auditados por la firma internacional KPMG, números que están disponibles para su revisión y análisis.

boletin-17-produccion-de-petroleo-2000-2020

Se observa la caída permanente de la producción de petróleo, que en el periodo 2014-2020 ha sido de 2,340 millones de barriles día de petróleo, una caída de 78% de nuestra producción.

La caída se profundiza, justamente a partir de la militarización de la empresa, con la designación del general Manuel Quevedo en la presidencia de la misma a partir de diciembre de 2017, y el subsecuente desplazamiento de los gerentes y trabajadores que operaron la empresa en el periodo 2003-2014. Se estima que, a partir de 2016, han salido más de 30 mil trabajadores de PDVSA.

A partir del 28 de enero de 2019, a la militarización de la empresa, se agrega la imposición de sanciones norteamericanas, lo cual limita sus posibilidades de financiamiento y operaciones de compra y venta de petróleo e insumos. Pero a ese momento ya el daño en la empresa era profundo, pues ya se habían perdido 2 millones de barriles de petróleo respecto al cierre de 2013 y se había paralizado el sistema refinador nacional y los procesos de procura y contrataciones fundamentales para sostener las operaciones de perforación y producción de petróleo en el país.

Resultados del cambio del régimen contractual petrolero.

A partir de la militarización del sector petrolero, el gobierno venezolano ha modificado en la práctica el régimen fiscal y contractual de los hidrocarburos en el país.

Por un lado, el TSJ emitió una sentencia, número 156 del 21 de marzo de 2017, a partir de la cual, la creacion o modificacion de las empresas mixtas pasaban directo del Ejecutivo Nacional a la Sala Constitucional del TSJ para su aprobación. Esta decisión contraviene lo establecido en la Ley Orgánica de Hidrocarburos donde estos contratos, al ser de interés público, deben ser discutidos y aprobados en la Asamblea Nacional, así como sus términos y condiciones publicados en la Gaceta Nacional.

Por otra parte, el 12 de abril de 2018, el gobierno promulgó el Decreto 3.368 a partir del cual se entregaron las operaciones de producción de PDVSA a contratistas privados bajo la figura de Contratos de Servicios Petroleros, contraviniendo nuevamente la Ley Orgánica de Hidrocarburos en lo relativo a las empresas mixtas. De esta manera el gobierno volvía, de la peor manera posible, a los antiguos Convenios Operativos, derogados en el 2006 de acuerdo a lo establecido en la Ley Orgánica de Hidrocarburos

El gobierno ha privatizado a PDVSA y cedido la participación de la misma en las empresas mixtas de la Faja Petrolífera del Orinoco, tanto a favor de CNPC en PetroSinovensa, como de Rosneft en Petromonagas, contraviniendo lo establecido en la Ley de Nacionalización emitida en el año 2006 con el Decreto 5200, que otorgaba a PDVSA la participación de, al menos el 60%, en las empresas mixtas de la Faja Petrolífera, asumiendo el control de las operaciones y explotación de la reserva mas grande de petróleo crudo del planeta, 316 Mil millones de barriles de petróleo certificados de acuerdo a la metodología API por la Ryder Scott de Canadá.

Venezuela tiene 4 grandes Direcciones Ejecutivas de producción de petróleo: Faja Petrolífera del Orinoco, Oriente, Occidente y Costa Afuera,  en las cuales se incluye la producción de las empresas mixtas, así como la producción propia de PDVSA, ahora entregada a los Contratos de Servicios petroleros firmados al amparo del Decreto 3.368.

Veamos cuál ha sido el comportamiento de producción de cada una de estas Direcciones Ejecutivas.

boletin-17-produccion-petrolera-de-pdvsa

Faja Petrolífera del Orinoco

La caída de la producción en Venezuela ha afectado dramáticamente el crecimiento que se venía logrando en la producción de la Faja Petrolífera del Orinoco, la base de recursos necesaria para la expansión de la producción en Venezuela.

La Faja Petrolífera del Orinoco mantuvo su producción en crecimiento en todo el período entre 2001-2014, fundamentalmente por la producción propia de PDVSA en la División Morichal, así como el inicio de operaciones de los Convenios de Asociación con los socios privados internacionales.

Pero, a partir del 2007, con la promulgación del Decreto 5.200 y  la Nacionalización de la Faja Petrolífera del Orinoco, se crearon de las Empresas Mixtas de la Faja, con una participación accionaria de PDVSA de al menos el 60%. A partir del 2007, la producción en la Faja Petrolífera se incrementó en un 58% desde 698 MBD hasta 1,274 millones de barriles día al cierre de 2013.

boletin-17-produccion-de-crudos

Sin embargo, en el período entre 2015-2020, la Faja Petrolífera del Orinoco ha caído desde 1,274 millones de barriles día, hasta 352 MBD, lo que representa un descenso de 922 MBD, es decir un 71% en el período.

De esta producción, las empresas mixtas PetroSinovensa (CNPC), Petromonagas (Rosneft) y Petropiar (Chevron), aportan 250  MBD, lo que representa un 69,4 % de la producción de la FPO.

Aquí es donde se puede apreciar mejor el impacto de las recientes decisiones de Rosneft de retirarse venezuela, transfiriendo sus derechos y participación a una entidad rusa, aún desconocida, pero 100% propiedad del gobierno ruso. Transferencia que no ha sido aprobada por las autoridades venezolanas, ni por el Ejecutivo, ni por la Asamblea Nacional, tal como establece la Ley Orgánica de Hidrocarburos, así como el impacto del anuncio de Chevron de cancelar sus contratos de servicios petroleros en el país, lo cual afectaría las operaciones tanto de PetroPiar en la Faja, así como de PetroBoquerón en el occidente del país.

Áreas tradicionales. Oriente , Occidente, PDVSA Gas y Costa Afuera.

La gráfica muestra el descalabro en las áreas tradicionales de producción de petróleo, PDVSA-Gas y Costa Afuera.

Mientras que PDVSA-Gas y Costa Afuera prácticamente han desaparecido en su producción de petróleo en el periodo 2014-2020, la primera con una caída de 31 MBD en 2013 a 5,9 MBD en 2020, perdiendo el 78% de su producción, mientras que la segunda pasó de 40 MBD en 2013 a 0 barriles en 2020, una caída del 100%, lo cual indica que la Plataforma 4 de Febrero, primera plataforma construida en Venezuela, que operaba en el Golfo de Paria, al Oriente del pais, esta fuera de operacion.

En el Oriente del país, la producción ha caído desde 825 MBD al cierre de 2013, hasta 170 MBD en 2020, una pérdida de 655 MBD, un 79,4%, a pesar de que allí se ha entregado la producción a los privados de los Contratos de Servicios.

Los Contratos de Servicios Petroleros han caído en 100 MBD entre enero y marzo de 2020, desde 201 MBD hasta 106 MBD, una caída del 50% de la producción entregada por PDVSA. El modelo de Contrato de Servicios Petroleros no solo es contrario a la ley y resultan sumamente costosos, sino que significan un peor desempeño operacional para PDVSA.

En el Occidente la caída ha sido desde 776 MBD del cierre de 2013, hasta 138 MBD en 2020, una caída de 638 MBD, equivalente a un 82,2 %. Esto a pesar de que allí se encuentra la producción de PetroBoscán (Chevron) y PetroZamora (Gazprombank, Rusia). Estas producen 68 MBD y 60 MBD respectivamente, lo cual representan 128 MBD, lo que equivale al 92,75% de la producción en occidente.

La Empresa Mixta, PetroZamora, ha cambiado su composición accionaria y ha obtenido extensión de sus áreas respeto a la Composición accionaria y áreas aprobadas por la Asamblea Nacional y el Ministerio de Petróleo en Gaceta 39.877 del 6 de marzo de 2012.

Hoy día esta empresa  según Gaceta oficial 40.663, del 19 de mayo de 2015, está conformada por capitales rusos (Gazprombank) y venezolanos (Alejandro Betancourt, Convit, etc) y han obtenido derechos de explotación en Bachaquero/Lago, Centro Lago/ Ceuta, Lagunillas, Bachaquero y Bloque VII/Area 8, todos estos cambios sin ser aprobados en los términos que establece la Ley Orgánica de Hidrocarburos.

Por otra parte, han obtenido ventajas operacionales en toda la Dirección Ejecutiva Occidente, una vez que sus accionistas acusaran a la gerencia de PDVSA Occidente de “obstruir sus operaciones”, razón por la cual estos gerentes fueron puestos en prisión por el gobierno.

¿Quién produce en Venezuela?

En el periodo de gestión entre 2015-2020, se observa que se ha generado un cambio estratégico en la producción de petróleo en el país a partir de la intervención del gobierno en el 2015.

PDVSA está confrontando una privatización de facto, proceso ilegal y contrario al interés de la República como establece la Constitución en su artículo 202 y la Ley Orgánica de Hidrocarburos y el decreto 5.200 de Nacionalización de la Faja Petrolífera del Orinoco.

Mientras en el 2013, la producción de petróleo estaba 100% bajo control operacional de PDVSA, a través de sus Unidades de Producción 100% participación de PDVSA, llamado esfuerzo propio, así como con las Empresas Mixtas, donde PDVSA tenía una mayoría accionaria de al menos 60% y control de las operaciones.

En el 2013, la producción del país cerró en 3, 011 millones de barriles dia de petróleo, de los cuales, 1,881 millones eran esfuerzo propio (100% PDVSA) y 1,130 millones con las Empresas Mixtas (60-70% PDVSA).

Es decir, al 2013, la proporción de la producción de petróleo en Venezuela, según el unico modelo contractual legal en el país era:

Total país: 3,011 millones de barriles día.
Producción esfuerzo propio: 1,881 millones de barriles día,  63%
Producción con Empresas Mixtas: 1,130 millones de barriles día, 37%

Hoy día, a marzo del 2020, la producción del país cerró en 660 mil barriles día, una caída de 2,4 millones de barriles respecto al 2013, lo que representan un 78% menos.

De la producción actual 105 MBD son esfuerzo propio (100% PDVSA), 106,8 MBD Contratos de Servicios Petroleros (100% operado por privados) y  448 MBD con las Empresas Mixtas (operadas por el socio privado).

Es decir, al 2020, en base al modelo impulsado por el gobierno, que son contrarios a lo establecido en el ordenamiento legal de Venezuela, la proporción de la producción en el país es la siguiente:

Total país: 660 mil barriles día
Produccion esfuerzo propio: 105 mil barriles día, 16%
Producción Contratos de Servicios Petroleros: 106 mil barriles día, 16%
Producción Empresas Mixtas: 449 mil barriles día, 68%

Actualmente, PDVSA está disminuida como nunca en sus capacidades operativas, en un proceso de entrega de sus derechos de explotación a operadores privados, todo ello hecho en contraposición al marco legal vigente en el país.

Venezuela, para salir de la terrible crisis que la agobia, va a necesitar recuperar PDVSA, su industria petrolera, el ingreso petrolero y el manejo soberano de su principal recurso natural: el petróleo.

quien produce en venezuela

Recommended Posts