Ramírez consignó a Bachelet más pruebas de persecución política y violaciones de DDHH en Venezuela

Rafael Ramírez en su segundo viaje a Ginebra fue recibido hoy por la oficina de la Alta Comisionada para los DDHH de la ONU

**Con esta visita Ramírez busca llamar la atención y el respaldo de la comunidad internacional, en especial de la ONU, para exigir que el gobierno de Venezuela respete los DDHH y todos los acuerdos internacionales que el país ha firmado en esta materia.

**Para Ramírez resulta inaceptable la masiva violación de DDHH en el país, por lo que este tema debe ser parte de cualquier proceso de diálogo político con mediación internacional.

** Ramírez entregó a la oficina de la Alta Comisionada el listado de trabajadores petroleros presos, así como cartas de sus familiares denunciando su situación. Es urgente que todos los casos sean conocidos e investigados de manera independiente y justa.

Ginebra, 27 de mayo de 2019.- El ex ministro de Petróleo Rafael Ramírez se reunió este lunes con el equipo de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, que lleva el caso Venezuela, con el objetivo de hacer seguimiento a sus denuncias sobre persecución política y violaciones de los DDHH por parte del gobierno de Nicolás Maduro y entregar cartas de los familiares de los trabajadores petroleros secuestrados, así como ampliar la lista de víctimas que previamente ya había entregado a la funcionaria internacional.

“Hemos insistido ante la Alta Comisionada en la urgente necesidad de que se tomen medidas para frenar la persecución política desatada, ejercida incluso de manera violenta, contra dirigentes, ex ministros, trabajadores, especialmente petroleros, y oficiales y efectivos militares, cuyo único delito es estar en contra del desastre que el madurismo ha causado en nuestra patria”, dijo Ramírez.

El dirigente político informó que entregó al equipo de Bachelet cartas que recibió de los familiares de los más de cien trabajadores petroleros detenidos y secuestrados por el gobierno venezolano, donde se documentan las violaciones y agresiones en contra de los apresados.

Entre las denuncias más emblemáticas Ramírez mencionó los casos de Nelson Martínez, Eulogio Del Pino, Jesús Luongo, Pedro León, Orlando Chacín, Pavel Rodríguez, entre otros cien trabajadores petroleros, así como el caso del Mayor General Manuel Rodríguez Torres entre otros oficiales militares bolivarianos secuestrados por Maduro. Igualmente hizo especial mención al caso de la detención-desaparición de Rocío Ramírez, la cual ha sido objeto de maltratos y abusos de todo tipo por sus captores.

En enero pasado, el dirigente chavista tuvo un encuentro con la ex presidenta de Chile, donde denunció con detalles la persecución ejercida por el gobierno de Nicolás Maduro en su contra y entregó una primera lista de casi un centenar de casos de civiles y militares, especialmente chavistas, que incluso son perseguidos y torturados con más crueldad que otros opositores, enfatiza el ex ministro del gobierno del presidente Hugo Chávez.

Los casos que Ramírez ha denunciado ante la comisionada Bachelet son especialmente graves, porque se trata de víctimas que “nadie menciona y están invisibilizadas. Estos presos llevan años sin juicio y los tribunales que los juzgan desconocen olímpicamente sus derechos. Muchos no han recibido asistencia médica, están aislados e incomunicados, y sus familias han sido perseguidas y amenazadas, a tal punto que les han allanado y ocupado sus viviendas”, señala el dirigente en el exilio.

Ramírez ha venido desarrollando por todas las vías comunicacionales y políticas a las que tiene acceso una campaña permanente de denuncia de casos de violaciones de Derechos Humanos de varios cientos de venezolanos, como ex trabajadores petroleros, oficiales de la Fuerza Armada Nacional, activistas revolucionarios y dirigentes sociales que son perseguidos por sus ideas.

  1. denuncia que recrudece persecución en su contra

“Yo mismo soy objeto de una persecución infame, sin límites, que ha pretendido mi linchamiento moral, mi destrucción personal, familiar y política, sin ningún elemento probatorio. Lo último que inventaron fue la falsedad de que yo estaba supuestamente vinculado al golpe de derecha del pasado 30 de abril; una cosa sencillamente absurda. Tengo que vivir fuera de mi país, exiliado, en constante estado de alerta, por las amenazas y agresiones del mismo Maduro y su Fiscal, los cuales han decidido apresarme y secuestrarme para acallar mi voz de denuncia y lucha en contra del proceso de destrucción y entrega que sufre nuestra patria a manos del madurismo”, afirma el ex ministro.

Igualmente, el ex ministro de Chávez denunció el clima de intolerancia y la violencia de los actores políticos de la extrema derecha venezolana que lo agreden y persiguen por su clara posición en defensa de la Constitución y en contra de una intervención militar en el país.

Rafael Ramírez mantiene contactos “con gobiernos y miembros claves de la comunidad internacional, como la Alta Comisionada de Naciones Unidas, Michelle Bachelet”, para denunciar el clima de desconocimiento de los más elementales derechos en el que actualmente viven todos los venezolanos.

“Estoy buscando todo el respaldo de la comunidad internacional y de la ONU para exigir que el gobierno de Venezuela respete los DDHH y todos los acuerdos internacionales que el país ha firmado”, comentó el dirigente político chavista.

Para Ramírez es prioritario que el tema de los Derechos Humanos forme parte del diálogo político que pretende llevarse a cabo en Venezuela con mediación internacional, por lo que es urgente que todos los casos sean conocidos e investigados de manera independiente y justa.

Los DDHH mueven al mundo

Luego de la reunión con el equipo de Michelle Bachelet, Rafael Ramírez imprimió su rúbrica y escribió “¡Rafael Ramírez por toda Venezuela!”, en la cartelera donde insignes personalidades han dejado registrada su visita a la institución.

La visita de RR. se documentó al lado de nombres como el de Desmond Tutu un clérigo pacifista sudafricano que ha luchado contra el Apartheid. La joven Greta Thunberg la estudiante y activista sueca dedicada crear conciencia sobre el calentamiento global. Blanka Jamnišek la eslovena que dirige la Alianza Internacional para el Recuerdo del Holocausto. Malala Yousafzai la joven pakistaní dedicada a la defensa de los derechos de la mujer. Nadia Murad la joven yazidí que logró escapar de ISIS y se ha dedicado a denunciar la trata de personas. Natalya Estemirova la rusa dedicada a documentar y denunciar violaciones de derechos humanos en campos de concentración y niños víctimas de las guerras. Incluso, entre las firmad se encuentra la activista brasilera asesinada Nicinha, quien fuera líder del Movimiento de Afectados por Represas en Rondonia.

Ramírez se suma a la extensa lista de luchadores por los derechos humanos que han padecido atropellos y que han dedicado su vida a la defensa de los más vulnerados y a fustigar todas las formas de agresión contra la humanidad.

 

Entradas recientes